Por Fabián Morales Pérez @tofieschileno

Tras un semestre de dulce y agraz, en donde pudo instalarse como uno de los goleadores de la Liga Mexicana, pero no pudo acceder a los playoffs con su equipo, Pumas,  Nicolás Castillo esperaba ser participe de la selección chilena que enfrentaría la Copa Confederaciones. Sin embargo, una lesión en el tobillo que arrastraba desde su participación en el fútbol mexicano, le impidió ser parte de los 23 convocados por Juan Antonio Pizzi.

Pese a esta decepción, ya que el delantero aparecía como real alternativa para ser titular el 18 de junio ante Camérun en Moscú, el ariete formado en Universidad Católica se toma esta situación como una oportunidad para descansar y recuperarse de la mejor forma para ser una opción de cara a los partidos que faltan por las Clasificatorias.

“Tengo mucha confianza en que puedo ser el ‘9’ de Chile. Uno siempre piensa en los delanteros que pasaron por la selección, como ‘Chupete’ Suazo, que es incomparable. Uno siempre trata de hacer lo mejor posible” señaló el mundialista sub 20 en Turquía a Fox Sports.

Sobre sus opciones en el ataque, estando en el equipo Alexis Sánchez y Eduardo Vargas y como acomodarse a ellos, el ariete indicó: “La verdad es que me gusta ser el referente y estar sólo en el área con compañeros por las orillas. Para Perú por ejemplo tenía a ‘Edu’ y Alexis y eso me ayudó mucho. Ellos también aprovecharon mucho cuando me recogía y quedaban espacios”.

Respecto al proceso y las fechas de recuperación de su lesión, el delantero sostuvo: “Desde que llegué de México no he parado de hacer terapia, voy dos veces al día al kinesiólogo (…) No sabría decir el tiempo de recuperación porque es una lesión muy complicada que va dentro del tobillo, por lo que solo necesita descanso. Por esa razón se tomó la decisión de no viajar”.