Por Víctor Gómez

Tras una temporada poco exitosa en el Deportivo Cuenca, Damián Ledesma llegaba a Talca para firmar por Rangers de Talca, con intención de reforzar el equipo. Lo que él jamás se imaginaría fue que el elenco ‘piducano’ sería semifinalista del Clausura 2012, y él sería galardonado por la ANFP como uno de los centrales del año.

Su buen desempeño le llevó el año siguiente a firmar en San Martín de San Juan, obteniendo con el ‘verdinegro’ el ascenso a la Primera División. No obstante, su partida del elenco sanjuanino le llevó a un bajón en su carrera.

Tras terminar contrato en San Martín, Ledesma partió a Aldosivi de Mar del Plata donde pasó sin pena ni gloria. Actualmente juega en Central Córdoba de Santiago del Estero, en la tercera categoría del fútbol argentino.