Por Pablo Canivilo | @PabloCanivilo

Hoy se cumplen 4 años de una de las grandes jornadas del fútbol chileno. El 15 de noviembre del 2013, la selección chilena de fútbol enfrentaba a su similar de Inglaterra, en el marco de un partido amistoso en vías al mundial de Brasil 2014. ¿El lugar? Ni más ni menos que el mítico Estadio de Wembley, Londres.

Bastaron solo 7’ minutos para que la “Roja” se pusiera en ventaja con gol de Alexis Sánchez, tras un buen centro de Eugenio Mena. El equipo, dirigido en ese entonces por Jorge Sampaoli, fue dominador del encuentro, mostrando un juego sólido que los ingleses no pudieron doblegar durante aquella jornada.

Corría el minuto 93’, cuando nuevamente Sánchez convirtió un golazo para poner el 2-0. El marcador terminaría con ese mismo resultado a favor de Chile, coronando al jugador nacido en Tocopilla como la gran estrella del partido y haciendo historia al igualar la hazaña que su ídolo, Marcelo Salas, había logrado en 1998 cuando convirtió los dos goles que le dieron el triunfo al combinado nacional ante la selección británica en el mismo estadio.